Alfaro apunta contra los empresarios: «Se cruzan de brazos a reclamar más subsidios»

El intendente de San Miguel de Tucumán sancionó a las empresas y les quitó la concesión regular. «La gente tiene que viajar y no podemos desentendernos», afirmó sobre el sistema de transporte alternativo que implementó la Municipalidad.

Tucumán lleva varios días sin servicio de transporte público ante el paro de los choferes nucleados en la Unión Tranviarios Automotor (UTA). El intendente de San Miguel de Tucumán, Germán Alfaro, resolvió aplicar sanciones a las empresas y quitarles la concesión regular.

«Hemos resuelto aplicar la sanción de caducidad de la concesión del servicio público de pasajeros, por la actitud de los concesionarios de dejar a la población sin servicio; y de sitiar y bloquear los accesos a la ciudad, obstruyendo el derecho constitucional a la libre circulación y tomando de rehenes a los ciudadanos», en declaraciones que reproducen Los Primeros.

El jefe municipal enfatizó que «el transporte de pasajeros es un servicio público esencial»: de las 14 líneas urbanas concesionadas por la intendencia, 6 se encontraban con permisos provisorios de explotación y las 8 restantes se hallaban con la concesión regularizada. A partir de ahora, todas revisten condición de concesión precaria.

A través de las redes sociales, el intendente capitalino apuntó en duros términos contra los empresarios: «A los empresarios del transporte se les ha concesionado la explotación privada de un recorrido de colectivos y ellos deben hacer que sea rentable. Sin embargo, yo sólo veo que se cruzan de brazos a reclamar más subsidios; a exigir una tarifa cada vez más cara, o a que simplemente estalle una huelga», fustigó.

Alfaro también se refirió al Servicio de Excepción de Transporte Urbano (SETU) que ha implementado la Intendencia ante el paro de colectivos: «Decidimos habilitar este mecanismo porque la gente tiene que viajar y no podemos desentendernos. Aunque a los subsidios ni los fija ni los distribuye la Municipalidad, yo veo que no podemos hacernos los distraídos con los vecinos más necesitados», remarcó.

«Si la economía va en retroceso, ¿cómo puede haber empresarios que esperan subsidios en ascenso?», desafió, y además apuntó contra el Gobierno nacional por el reparto de subsidios a nivel nacional: «El 80% de los subsidios se queda en el Área Metropolitana de Buenos Aires. ¡Qué país federal tenemos!», ironizó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: