El Gobierno no consiguió la mayoría de votos para la «Ley Pandemia» y deberá firmar un nuevo DNU

Finalmente, el Gobierno nacional no consiguió los votos necesarios para aprobar la ley de “Emergencia Covid” en la Cámara de Diputados y el presidente Alberto Fernández se verá obligado a firmar un nuevo Decreto de Necesidad y Urgencia para prorrogar las medidas restrictivas frente al coronavirus.

En una reunión de comisión plagada de fuertes cruces entre el Frente de Todos y la oposición, el oficialismo emitió este jueves por la mañana dictamen favorable de la iniciativa elaborada por el Poder Ejecutivo. El apoyo a la propuesta del Gobierno de Fernández contó con 36 firmas positivas, mientras que los bloques opositores de Juntos por el Cambio (Juntos por el Cambio) y Consenso Federal (lavagnismo) emitieron dictámenes propios de rechazo a la norma por considerar que tiene “falencias constitucionales”.

Con el dictamen garantizado, el Gobierno necesitaba dos tercios de los diputados para incluir la iniciativa en el temario de la sesión que este jueves se desarrolla en el recinto por otros proyectos, o al menos 129 diputados para convocar a una nueva sesión especial y tener quórum.

Según confirmaron fuentes de la Cámara de Diputados, el oficialismo no alcanzó el respaldo. “Se verá en la próximas semanas como seguimos”, dijeron a TN.com.ar en el oficialismo.

La “ley pandemia” que el oficialismo intentaba aprobar reúne los criterios sostenidos en los Decretos de Necesidad y Urgencia (DNU) firmados por el Ejecutivo desde el inicio de la pandemia.

Entre otras cuestiones, establece una serie de parámetros para definir las medidas restrictivas en los centros urbanos de acuerdo con los riesgos: bajo (50 a 150 casos cada 100.000 habitantes), mediano (150 a 250 casos cada 100.000 habitantes), alto (250 a 500 casos cada 100.000 habitantes) y “Situación de Alarma Epidemiológica y Sanitaria” (más de 500 casos cada 100.000 habitantes), estado en el que deberían suspenderse las clases presenciales.

El Ejecutivo apunta a que con una ley nacional, los distintos distritos se vean obligados a tomar las medidas restrictivas independientemente de la opinión de sus gobernantes. El proyecto nació del rechazo del gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, de Horacio Rodríguez Larreta, a suspender las clases y el posterior respaldo de la Corte Suprema a la autonomía porteña.

El Gobierno nacional tenía la intención de obtener esta tarde la sanción de la norma, ya aprobada por el Senado, antes de que venza mañana el último decreto de necesidad y urgencia con restricciones para mitigar los efectos de la pandemia, pero ante la falta de acuerdo con la oposición, la propuesta deberá ser tratada en una nueva sesión dentro de dos semanas. 

Fuente: TN

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: